Turismo
Presentación de Fitur 2017. En el centro, Matilde Asian, secretaria de Estado de Turismo.
Presentación de Fitur 2017. En el centro, Matilde Asian, secretaria de Estado de Turismo.

La industria turística afila en Fitur sus armas tras una temporada récord

La feria contará con un alza del 9% de los expositores internacionales

La temporada de ferias turísticas mundial arrancará la semana que viene con la celebración de Fitur, la Feria Internacional de Turismo, que tendrá lugar entre el 18 y el 22 de enero en Madrid. La cita, que celebra este año su 37 edición, ha consolidado su presencia entre los tres principales eventos de este tipo en todo el mundo, por detrás del ITB de Berlín y situándose en algunos aspectos por delante del World Travel Market de Londres, entre los que destaca la relevancia que tiene para América Latina. Los organizadores del evento destacaron ayer en su presentación la importancia de ser la primera en celebrarse, circunstancia que ven como una ventaja competitiva.

La cita de este año viene arropada por el balance de la industria en 2016, en el que se registraron más de 1.200 millones de turistas internacionales, según datos de la OMT, mientras que la previsión de llegadas de viajeros a España es de 75 millones, un nuevo récord.

Un interés que no solo se refleja en las cifras de viajeros sino en los inversores internacionales y nacionales que han apostado por la adquisición de activos hoteleros. Así, según los cálculos de JLL la inversión hotelera ascendió a 2.155 millones de euros, registrando el segundo mejor año de la última década.

Con ese panorama, la edición de Fitur de 2017 llega con un incremento de cerca de un 10% en la superficie de exposición, hasta los 62.494 metros cuadrados, y espera superar los visitantes del año pasado, 231.872.

Fitur contará en esta edición con un incremento del 6% de los expositores directos, hasta los 755, según avanzó el presidente del Comité Organizador de Fitur y de Iberia. Unos expositores que albergarán a un total de 9.672 empresas de 165 países, entre los que hay tres novedades: Aruba, Nassau y Pakistán.

La feria contará además con una mayor presencia internacional, un 9% más, en términos de titularidad de los expositores, mientras que la nacional se eleva un 3%. Especial relevancia tiene el crecimiento de América Latina, con un alza del 17% de su presencia –y con el papel relevante de Argentina, que actúa como socio principal–; seguida por Asia-Pacífico (12%) y Europa (9%, incluido Israel). Unas cifras que “nos llenan de satisfacción porque refuerzan el creciente reconocimiento internacional de Fitur”, comentó Gallego.

El evento proporcionará, según Clemente González Soler, presidente del comité ejecutivo de Ifema un impacto inducido en la ciudad de Madrid de 240 millones de euros en hostelería, restauración, ocio, transporte e industria auxiliar.

Por su parte, la secretaria de Estado de Turismo, Matilde Asian, recordó el papel que ha tenido la industria turística española para la recuperación de la economía y para sanear la balanza de pagos. De la misma forma, destacó que es un “instrumento para dar a conocer la imagen de nuestro país”, además de “generar riqueza y empleo”.

La cita inaugura un año en el que la ciudad de Madrid será la protagonista de dos eventos que atraerán el foco de interés de los visitantes. Así, Luis Cueto, coordinador general del Ayuntamiento de Madrid y presidente de la Junta Rectora de Ifema mencionó que la capital será la sede de los premios de cine latinos y acogerá el World Pride 2017, destinado al público LGTB en los meses de junio y julio.

Normas
Entra en EL PAÍS