Pequeños gigantes
Juanjo Azcárate, el director general de CCC, ha heredado de su abuelo, Juan Morera, la pasión por el trabajo, una actitud mental positiva y el gusto por la innovación.
Juanjo Azcárate, el director general de CCC, ha heredado de su abuelo, Juan Morera, la pasión por el trabajo, una actitud mental positiva y el gusto por la innovación.

Pioneros de la formación a distancia

La donostiarra CCC, que lleva 77 años a la vanguardia de su sector en España, se adapta a la era digital y regresa a Latinoamérica con el lanzamiento de cursos en Colombia.

Cuando a finales de los noventa se produjo el boom de academias de enseñanza en España, CCC llevaba ya casi 60 años en el mundo de la formación. Y cuando muchas de ellas desaparecieron, la empresa de origen donostiarra continuaba en vanguardia. En sus ya 77 años de vida, el centro se ha mantenido siempre entre los primeros de su sector.

En la actualidad ofrece más de 200 cursos de formación a distancia y online y ha reemprendido una estrategia de internacionalización en Latinoamérica que había abandonado hace décadas. Pero no es habitual que una empresa familiar como esta goce de una vida tan longeva. ¿Cuál es su secreto?

Según algunos expertos, apenas el 10% de las empresas familiares llega a la tercera generación. CCC lo ha conseguido convirtiendo las nuevas necesidades y perfiles laborales en programas educativos. “Intentamos tapar huecos que existen en el mercado y al que no llegan las enseñanzas regladas”, afirma su director general, Juanjo Azcárate”.

Un escáner permanente
Para ello, “tratamos de tener encendido una especie de escáner permanente que nos ayude a detectar las oportunidades que surgen en cada momento y que podamos convertir en conocimientos que ayuden a los alumnos a progresar en la vida o a encontrar trabajo”, explica. ¿Los últimos ejemplos? “El curso de impresión 3D que acabamos de lanzar y que tiene muchas aplicaciones industriales; y el de mascotas, un sector con gran crecimiento y que ofrece cada vez más posibilidades de trabajo”, afirma.

Uno de sus talleres es impartido por los escritores Gervasio y Carmen Posadas

Todo comenzó cuando en 1939 Juan Morera, el abuelo de Juanjo Azcárate, creó los primeros cursos de idiomas con discos fonográficos que enviaba a alumnos de toda España por correo postal. Desde entonces, la empresa no ha parado de innovar y adaptarse a las nuevas demandas y con las herramientas más avanzadas en cada momento, una tarea al frente de la que Juanjo Azcárate lleva ya casi 50 años y de la que también participan dos de sus hermanos, Jorge y Antón (al frente de los departamentos de gerencia y finanzas, respectivamente).

En todo este tiempo se han creado decenas de cursos de todo tipo. Los idiomas, tan necesarios para los inmigrantes a partir de los años cuarenta, dieron paso al corte y confección. En los sesenta, cuando los jóvenes cantaban a la libertad en plena dictadura, CCC lanzó sus cursos de guitarra. Y cuando comenzó a hablarse de informática en España, se creó un programa para aprender a utilizar los escasos ordenadores existentes.

En los años siguientes, la empresa ha continuado generando innovaciones, algunas copiadas por sus competidores. Entre sus últimos lanzamientos destaca un curso de moda y la CCC Fashion School, que también enseña asesoría de imagen y forma personal shoppers. Y un taller de escritura (Yoquieroescribir.com) en el que los novelistas Gervasio y Carmen Posadas ayudan a elaborar poesía, cuentos infantiles, guiones y biografías.

Al igual que han evolucionado los distintos cursos, también lo ha hecho la comunicación de CCC con sus alumnos. Como explica Azcárate, “les facilitamos una accesibilidad continua al centro a través de teléfono, WhatsApp, redes sociales...”. También se ha puesto en marcha un campus online, así como aulas virtuales, videoconferencias interactivas y una web diseñada para el móvil. Toda una trayectoria innovadora que va camino de cumplir un siglo.

Una carrera continua para adaptar formatos

Entre los cursos de CCC con mayor éxito figuran El inglés con mil palabras, Monitor de manualidades, Graduado en ESO, Agente inmobiliario, Dominio y practica del PC, Cuidados infantiles…
Entre los cursos de CCC con mayor éxito figuran El inglés con mil palabras, Monitor de manualidades, Graduado en ESO, Agente inmobiliario, Dominio y practica del PC, Cuidados infantiles…

La constante innovación no solo se ha producido en los cursos sino también en los formatos en que estos se apoyan y comercializan, desde los discos fonográficos de 1940 hasta el actual YouTube. Los vinilos dieron paso a casetes, vídeos Beta y VHS, CD, DVD, MP3… y más recientemente, a las redes sociales y comunidades virtuales como Facebook, Twitter y Flickr, además del propio campus online y la aplicación móvil.

Azcárate afirma que la tecnología “debe servirnos para adaptarnos a lo que el alumno necesita”. Por eso, “también hemos puesto en marcha la formación online”. Pero advierte de que “no todo el mundo tiene acceso a internet, por lo que el material impreso sigue teniendo mucho sentido”.

Datos básicos

CCC
La empresa cuenta con cuatro call center ubicados en San Sebastián y Madrid, en los que 50 profesionales atienden cualquier consulta de los alumnos.

Equipo
CCC tiene sede en San Sebastián y Madrid y cuenta con un equipo de 105 trabajadores. Además, colaboran con la compañía un total de 250 profesionales, entre ellos profesores, tutores, asesores y proveedores. En estos momentos, más de 15.000 alumnos están realizando alguno de los cursos del centro.

Facturación
La estrategia del centro para superar la crisis económica ha sido la austeridad y la eficiencia, dos elementos que han aumentado su competitividad. Por una parte, ha bajado el precio de sus cursos y, por otra, ha disminuido y optimizado sus costes de funcionamiento. En 2015, la empresa facturó 10 millones de euros.

Investigación
La inversión en investigación y mejora de la metodología de la formación a distancia y online que realiza la compañía representa el 5% de su facturación total. Un porcentaje que se dirige a la creación y lanzamiento de nuevos programas de formación, con los que renueva constantemente su oferta.

Apoyo profesional
Una bolsa de empleo y un departamento de salidas profesionales están siempre a disposición de los alumnos. Además, el centro ha firmado acuerdos con empresas para la realización de prácticas presenciales, que permiten al estudiante perfeccionar los conocimientos y optar a diplomas complementarios.

Nuevos países
La internacionalización es una estrategia que CCC ha retomado después de que las crisis económicas de algunos países latinoamericanos acabaran con este sueño hace varias décadas. Ahora la empresa acaba de desembarcar en Colombia y está poniendo también su mirada en otros mercados de la región.

Normas
Entra en EL PAÍS