Debido a la situación financiera de la entidad

Bankia congela el pago de intereses de las subordinadas de Bancaja

Bankia ha remitido un hecho relevante a la CNMV en el que comunica su decisión de diferir 'sine die' el pago de los intereses de una emisión de obligaciones subordinadas de Bancaja.

La comunicación de la entidad financiera asegura que teniendo en cuenta los "resultados de las cuentas anuales individuales y consolidadas del ejercicio 2011 de Bankia", el abono anual de intereses previsto para el próximo 19 de noviembre de 2012 por importe total de 13,8 millones de euros correspondiente a dicha emisión queda diferido.

"Todo ello —asegura la comunicación— de conformidad con las condiciones del Folleto de Emisión de las citadas subordinadas", que fueron emitidas en noviembre de 2004 y colocadas entre "inversores cualificados" con un volumen global de 298,4 millones de euros.

El hecho relevante detalla que los intereses diferidos serán acumulables y se harán efectivos "cuando se cumplan los condicionantes previstos en el citado Folleto para proceder a su pago".