Aboga por una supervisión independiente de la banca
Angela Merkel durante su discurso en el Bundestag.
Angela Merkel durante su discurso en el Bundestag.

Merkel: La crisis en España es consecuencia de una "década irresponsable"

La canciller alemana, Angela Merkel, aseguró hoy que la actual crisis que vive España ha sido consecuencia de una "década irresponsable". Además, ha asegurado que los test de estrés practicado por la EBA han sido un "fracaso", y ha asegurado que el Gobierno de Mariano Rajoy está tomando decisiones con "valentía".

La canciller alemana ha lanzado una dura crítica al pasado español de culto al ladrillo y azuza, de paso, el castigo con que están infligiendo los mercados ala deuda española. Angela Merkel ha asegurado hoy en un discurso pronunciado ante el Bundestag en Berlín que la situación que está viviendo hoy la economía española es consecuencia de una "década irresponsable", unas palabras que ponen de manifiesto el hartazgo con que se observa desde Berlín la vida alegre en nuestro país que ha conducido a la superpoblación de autopistas, líneas de AVE a pueblos, aeropuertos sin aviones y urbanizaciones fantasma. Unas instalaciones que, en buena medida, han sido financiadas con dinero alemán. Merkel, además, ataca la falta de reflejos y la forma de reaccionar una vez ha estallado la crisis de deuda. La canciller, por cierto, insistió en que las ayudas que solicitará España para la recapitalización de la banca conllevan "condiciones" para el sector.

Las consecuencias las viven también los bancos españoles. La mandataria alemana tampoco ha dudado en mostrar su hartazgo con la que hasta hace poco era "la banca más solvente del mundo" y su descontento con que una vez tras otra las entidades nacionales superasen con nota los test de estrés practicados por la Asociación bancaria Europea (EBA, por sus siglas en inglés). "Los test de estrés han sido un fracaso", ha aseverado en su alocución, a la vez que ha reclamado más poderes para el Banco Central Europeo en supervisión bancaria.

Merkel aseguró, eso sí, que España puede contar "con la solidaridad" de Alemania y de Europa. Para ella, la crisis de la deuda en la zona euro será tema prioritario en la cumbre del Grupo de los Veinte que se celebra los próximos 18 y 19 de junio en Los Cabos (México). Y tuvo palabras de aliento para el Ejecutivo español. "Está tomando decisiones con valentía", aseguró a los diputados.

Eso sí, que nadie espere que Alemania se apresure en el rescate de la zona euro. La canciller ratificó su rechazo a la emisión de eurobonos, por considerar que una colectivización de la deuda sería "absolutamente contraproducente". "No hay que optar siempre por la fórmula que parece más rápida, sino por la mejor", indicó la canciller, para llamar a continuación a "no sobrevalorar las fuerzas de Alemania". "Alemania está ahí, es el motor económico y responderá en favor del bienestar común de todos, al servicio de todos", enfatizó Merkel, pero sus capacidades de actuación "no son ilimitadas". Los apoyos que provendrán de la primera economía van a surgir de forma lenta: Alemania "solo avanzará paso a paso". Merkel anunció, además, que su economía está enfrentándose "a un reto histórico con esta crisis" y recalcó que no existen "salidas rapidas aparentes".

Asimismo, la canciller alemana abogó por una supervisión independiente de la banca, tras la experiencia de la burbuja inmobiliaria española. "Es precisa una supervisión independiente", afirmó Merkel, ya que el actual sistema es "demasiado dependiente de los reguladores nacionales".