Pirate Pay rompe los enlaces de BitTorrent
Logo de BitTorrent.
Logo de BitTorrent.

Microsoft planta cara al P2P al financiar una startup antipiratas

La startup Pirate Pay ha desarrollado una tecnología que ataca los enlaces de descarga en BitTorrent, haciendo imposible que los usuarios compartan archivos.

Microsoft ha financiado con 100.000 dólares (77.742 euros) a Pirate Pay, una startup rusa que ha creado un sistema que pretende acabar con el tráfico de torrents ilegales de la web BitTorrent. En concreto, los servidores de la startup generan un tráfico que confunde a las aplicaciones P2P y provocan su desconexión.

Pirate Pay complica las descargas de las películas recién estrenadas en los cines, tras rastrear las redes torrent. "Hemos utilizado una serie de servidores para establecer una conexión con todos y cada uno de los clientes P2P que distribuyen un archivo. A continuación, el tráfico se envía a Pirate Pay para confundir a los clientes acerca de las verdaderas direcciones IP de otros clientes y hace que desconecte el uno del otro. No todos los objetivos se consiguen, pero cerca de 50.000 usuarios no completan su descarga", asegura el CEO de la startup rusa, Andrei Klimenko.

Microsoft es el principal inversor de Pirate Pay, pero Sony Pictures también figura como socio en la página web del proyecto.

Según TorrentFreak, la idea de la startup surgió hace tres años, cuando los desarrolladores estaban construyendo una solución de gestión de tráfico para los proveedores de Internet. El sistema funcionó bien y fue capaz de detener el tráfico de BitTorrent, una clave que las grandes empresas habían estado buscando durante mucho tiempo. Pirate Pay busca ahora su expansión internacional.